sábado, 7 de enero de 2012

Desarrollar el liderazgo junto con caballos

El coaching asistido con caballos es una práctica que está emergiendo como una alternativa de desarrollo profesional y personal. Sus orígenes están en la doma natural, cuyos principios se basan en “domar” al caballo -o hacerlo más amigable al contacto humano- por medio de técnicas que respetan su naturaleza y esencia. Los pioneros en este campo descubrieron que en el proceso de entrenar un caballo con doma natural, y enseñar a su jinete-alumno cómo aplicarlo para lograr un caballo más equilibrado, con mejor desempeño y funcionalidad, el jinete-alumno desarrolla mayores capacidades individuales y en sus relaciones interpersonales.

Dicha práctica permitió lo que luego evoluciona como un método de coaching y aprendizaje. El coaching, en general, es un proceso acompañado en el que una persona que quiere cambiar, mejorar o replantear algo de su vida o quizás específicamente del ejercicio de su profesión/ocupación, trabaja con un/a coach que le ayuda a definir sus nuevos objetivos, un camino para alcanzarlos y una estrategia para hacerlos sostenibles.

La novedad del coaching con caballos es que se incluye la nobleza y características de comportamiento de este hermoso animal para complementar el proceso de coaching, hacerlo más vivencial, más intuitivo, más interesante y con un mayor impacto.

Si bien es cierto que los más interesados por este método serán las personas que ya sientan un gusto y una afinidad por los caballos, aquellos quienes no tienen contacto con el mundo equino o que incluso tienen una “mala experiencia” en su pasado por la que prefieren evitar los caballos, se verán enormemente beneficiados de este trabajo, puesto que podrán acercarse a sus emociones acompañados de un experto, (re)establecer una fuerte confianza en sí mismo/a y descubrir cómo se puede superar los propios límites.

El coaching asistido con caballos es un excelente método para conocer mejor el estilo propio de inteligencia emocional y social, aumentar las capacidades para la comunicación –especialmente la no verbal- y para ser más asertivo/a. También, para aumentar la confianza en sí mismo, la empatía, la conciencia sobre nuestros patrones inconscientes y la congruencia emocional (y la calma) frente a la adversidad. Todo lo anterior se desarrolla mejor cuando se vive como una experiencia real, lo cual hace del coahing asisitdo con caballos un método privilegiado, pues no se trata de suposiciones ni simulaciones, sino de una situación real de aprendizaje y desarrollo.

Otra de las capacidades para las cuales el coaching asistido con caballos es sumamente efectivo es el liderazgo. Esto porque los caballos tienen un sensibilidad natural especial para percibir y reaccionar ante el líder.

Los caballos en la naturaleza son un animal presa, lo cual los hace sumamente sensibles a la presencia y actitud del depredador. Por otra parte, son una especie ganadora en términos de supervivencia. Existen en el planeta desde mucho antes que los seres humanos, han poblado todo el globo y desarrolldgo grandes habilidades para protegerse de los embates de su entorno. Dentro de esas habilidades están la velocidad y un cuerpo perfectamente diseñado para ello, con sentidos del oído, olfato y tacto altamente desarrollados, mucha desconfianza ante lo desconocido y gran capacidad para organizar la manada en una estructura social.

Es por esta actitud ante la supervivencia que el caballo es sumamente sensible al liderazgo. Un caballo solo es una presa fácil para el depredador. Por esto el caballo busca estar en grupo. El rol del líder en un grupo de caballos es el de proteger, guiar y garantizar la seguridad. Todos los caballos necesitan ese líder para sentir confianza y poder vivir en armonía su vida, pastando y corriendo libremente.

Esto hace posible diseñar ejercicios donde los caballos ponen en práctica su capacidad para leer las emociones en otro ser (un humano en este caso), y actuar inmediata y honestamente frente a ello. Si la actitud, lenguaje corporal, energía y disposición del otro invita a confiar y sentirse seguro, el caballo asumirá inmediatamente y con gusto al nuevo líder. En caso contrario, el caballo forcejeará por el liderazgo o huirá para protegerse de la amenaza que le representa la presencia de esta persona.

Como el liderazgo se puede desarrollar, hay mucho que podemos aprender sobre nuestras capacidades como líder junto a los caballos. Por otra parte, al referirnos al líder generalmente pensamos en una persona que dirige una organización. Sin embargo, si entendemos al líder como aquel o aquella que tiene la posibilidad de influir en otras personas, con sus acciones, con su ejemplo y con su motivación, entonces el liderazgo se ejerce desde muchos diferentes roles. Por ejemplo, un maestro es un líder dentro del aula, a la vez que es un líder en la sociedad pues es responsable por la formación de futuros cuidadanos. Una madre y un padre son líderes para sus hijos y quizás para otros miembros jóvenes de una familia. El liderazgo bien ejercido por los padres de familia permite que los hijos se desarrollen de acuerdo a sus talentos y deseos (empodera), a la vez que marca límites que enseñan y orientan.

En general todos/as nos podemos beneficiar de desarrollar las capacidades asociadas con el ejercicio del liderazgo: la confianza, la comunicación asertiva (verbal y no verbal), la inteligencia emocional y social, la coherencia entre pensamiento, intención y acción, la capacidad para “contagiar” nuestra inspiración y motivación, entre otros.

¿El coach es horseman? La persona que se desempeña como coach en la metodología de coaching asistido con caballos debe necesariamente ser alguien con una afinidad particular por estos animales. Por otra parte, debe conocer sobre el comportamiento del caballo, así como sobre las principales técnicas de doma natural. En ocasiones esta persona tiene una experiencia previa como domador/a o horseman, instructor de equitación u alguna ocupación similar; y en ocasiones es una persona formada como psicólogo/a o como coach. En ambos casos la persona debe complementar su conocimiento con la otra parte, es decir, si trabajaba con caballos debe aprender a trabajar también con personas, y si trabajaba con personas debe aprender también a trabajar con caballos. También es posible trabajar en equipo uniendo a los dos especialistas para trabajar con un grupo o un individuo.

Es así como el caballo viene a tomar un nuevo rol en la relación equino-humano. Después de servir de alimento, medio de transporte, arma de guerra y herramienta de producción; el caballo pasa a ser un maestro de vida, un compañero de juegos, un facilitador de auto-conocimiento y un guía en el proceso de desarrollar el potencial que cada uno de nosotros tiene para convertirse en un gran líder en su propio entorno. Las personas de mente abierta e interés de innovar en sus vidas, encontrarán en el coaching asistido con caballos una excelente herramienta para facilitar el logro de nuevos objetivos personales y profesionales. Además, vivirá experiencias divertidas, fuera de lo común y llenas de emociones junto con nuestros nobles, hermosos y sabios amigos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada